El Derecho del trabajo ha abandonado el grupo…

mayo de 2015   Roberto Fernández Villarino

I. El contexto

"Con el hondo e inconsciente suspiro que ni siquiera la proximidad de la telepantalla podía ahogarle cuando empezaba el trabajo del día, Winston se acercó al hablescribe, sopló para sacudir el polvo del micrófono y se puso las gafas. Luego desenrolló y juntó con un clip cuatro pequeños cilindros de papel que acababan de caer del tubo neumático sobre el lado derecho de su mesa de despacho." Así representaba George Orwell en su novela 1984, una inquietante ficción de una sociedad vigilada por un gran hermano en el que, -entre otras consideraciones-, el poder público imponía el acceso mediante la represión, a lo más privado que cualquier ser humano tiene: su pensamiento. Quizás hoy, la inquietante paradoja de la historia, radica en que es el propio ser humano el que libremente difunde con todo lujo de detalles cada hora de su existencia y con las personas con las que se relaciona. Una sobreexposición digna de no pocos estudios sociológicos, con efectos ciertamente adictivos. En la actualidad el "hablaescribe" imaginario de Orwell se denomina, whatsapp, twitter, facebook, instragram, etc, y se traslada como cualquier acontecimiento de nuestra vida al ámbito laboral.

¿Quiere acceder al contenido completo?
Si es socio o suscriptor, debe iniciar sesión. Caso contrario puede suscribirse o darse de alta como socio en la Asociación Nacional de Laboralistas.
Suscribase GRATIS
Aquí y ahora, y acceda al contenido completo de todos los artículos y noticias
O hagase socio
de ASNALA
Si es socio o suscriptor
Debe iniciar sesión para acceder al contenido completo de las noticias
¿Olvidó su contraseña?
No hay problema, recupere sus datos de acceso al sistema

Comentarios

FERMIN

Suscriptor de ELD
19/10/15
23:55

Aunque este artículo ha llegado a mí un poco tarde quiero darle mi más sincera enhorabuena por la confección técnica y didáctica del mismo. Estamos ante un tema de máxima relevancia y al que no le estamos dando la importancia que tiene. Gracias y saludos


¿Quiere comentar este artículo?
Si es socio o suscriptor, debe iniciar sesión. Caso contrario puede suscribirse o darse de alta como socio en la Asociación Nacional de Laboralistas.